23 ene. 2012

LA SAGA DE CAIN


Hoy, obedeciendo a mi propio avance que publique ayer, hoy voy a hacer una reseña del shojo manga “La Saga de Caín”, obra de la mangaka Kaori Yuki. Antes de nada, me gustaría dedicar la reseña a Ana, ya que gracias a ella y a su blog “Season Sleep”, cosa por la que le voy a estar eternamente agradecido.






Antes de nada, conviene decir que este manga ha sido publicado por Glénat en 13 tomitos (a precio reducido de 3.95 cada uno) , pero ojito que la cosa no es tan sencilla. Los tres primeros tomos son autoconclusivos, el cuarto y el quinto forman una historia en dos partes llamada “La marca del Cordero Rojo” y los ocho últimos volúmenes ya son el apoteosis, con una larga saga que responde al nombre de “God Child”.
Además, hay que diferenciar entre los cinco volúmenes iniciales y la saga de God Child. ¿Por qué? Pues muy sencillo. La autora se tomo un descanso de unos añitos de nada para dedicarse a otras obras y dejó temporalmente aparcada “La Saga de Caín”, la cual retomó con el susodicho “God Child”.
Uy, ya me he ventilado varios párrafos y aún no he tenido la decencia de decir de que va el manga que estoy reseñando. Pues esta historia, ambientada en el siglo XIX, nos cuenta las peripecias de Caín, un joven conde que ayudado por su fiel mayordomo Riff, va resolviendo una serie de misterios a cada cual más truculento y macabro.
Y es que el sello de identidad de esta obra es, sin duda alguna, lo retorcido. Temas como el incesto, la perversión, la pederastia, el parricidio y otras lindezas similares son tratadas sin tapujos en “La Saga de Caín”. No hay ni un solo personaje que se pasee por estas páginas que no tenga algún pasado oscuro o guste de alguna excentricidad más bien malévola.





 Los personajes son uno de los punto fuertes del manga, ya que se encuentran muy bien construidos. Son seres tridimensionales de los que vamos a quedar prendados desde el principio, ya que su sufrimiento va a estar garantizado. Más vale no encariñarse demasiado con ninguno, ya que lo vamos a pasar mal…
Sobre el argumento, he de decir que me ha gustado mucho la manera en la que la autora ha ido entrelazando las historias unitarias con las grandes sagas. En un principio parece que la colección va a tirar por unos derroteros, pero Kaori Yuki se encarga de desengañarnos y de mostrarnos que no hay nada al azar, desencajándonos la mandíbula con ese inolvidable final. Pocas historias han logrado impactarme tanto con su conclusión.
Sobre el dibujo, pues muy bien, gracias. Ya desde el principio la autora nos deleita con un trazo firme y estilizado. Pero es que encima desde que se inicia “God Child” se puede comprobar como el arte de la mangaka fue puliéndose y evolucionando. Los trazos pasan a estar más acabados y el dibujo gana en detalles, sumando así muchos enteros.
En conclusión, si te gustan las buenas historias, con cierto toque retorcido, no puedes dejas de leer “La Saga de Caín”.  Eso sí, mentalízate de que lo vas a pasar mal y que vas a sufrir lo indecible por y con los personajes.



2 comentarios:

  1. Muy buena reseña ~ :D
    ya sabía yo que te quedarías con la boca abierta en el final, jujuju ^^

    ResponderEliminar
  2. Y tú muy buena recomendación me hiciste! :)

    El final es que es muy, como decirlo sin Spoilear a nadie, ejem macabro. Y de esos que te deja con ganas de releer la obra para darle otro sentido a muchas cosas.

    Ahora nos queda suspirar por que editen más obras de Kaori Yuki...

    ResponderEliminar