11 nov. 2011

MARVEL IMPACT LOS VENGADORES Nº 1: SOMOS LOS VENGADORES



A las buenas. Hoy vamos a comentar un tomito que seguro que a más de uno le ha pasado inadvertido. El cómic en cuestión, editado por Panini en Octubre del 2011,  es el primer tomo de Marvel Impact: Los Vengadores, cuyo título es “Somos los Vengadores”.











El volumen comprende los seis primeros números del segundo volumen USA de “Marvel Adventures: Super Heroes”, material publicado por Marvel Comics en su país de origen entre Junio de 2010 y Noviembre del 2010.

El tebeo cuenta con un equipo creativo formado por Paul Tobin como guionista, mientras que Ronan Cliquet se encarga de dibujar, con excepción del quinto episodio que es obra de Chris Cross.

El principal motivo que me llevo a la compra de esta obra no es otro que su guionista, puesto que Tobin me está dando muchísimas alegrías con su labor en los tomitos de “Marvel Impact: Spiderman”, sin duda alguna una de mis series favoritas en la actualidad. ¿Cómo lo ha conseguido? Pues con tebeos aparentemente sencillos, con historias en apariencia autoconclusivas, pero que ganan muchísimo si te lees número tras número ya que aunque parezca mentira esos relatos ganan conforme vas leyendo más y más, con subargumentos y caracterizaciones que se van desarrollando de forma impecable.

Pues aquí en los Vengadores me ha pasado algo parecido. Si bien es cierto que considero que su trabajo en la serie de Spiderman se encuentra un peldaño por encima, el presente tomo también es muy recomendable. Recurriendo a una formación que se aleja un tanto de los cánones (con un equipo compuesto por Iron Man, el Capitán América, la Mujer Invisible, la Viuda Negra, Nova, Thor y la Visión) pero siempre con un enfoque perfecto, recordándonos que es lo que hizo grande el espíritu de los Vengadores, dando la sensación de estar leyendo comics icónicos de los personajes.










Que nadie se me asuste por que el principal target al que va dirigido el cómic sea el público infantil/juvenil. ¿O acaso Toy Story no va dirigida en teoría a los más peques de la casa pero la disfrutan todos por igual? Pues eso es lo que ocurre con esta colección. Está realizada para ganar a los aficionados más jóvenes para la causa comiquera, pero eso no quiere decir que estén faltos de calidad, sino todo lo contrario. Son tebeos escritos con inteligencia, buen hacer, por un profesional como la copa de un pino.

En la introducción del tomo, se nos indica que Paul Tobin ha declarado que más que para los lectores, escribe esa serie para él mismo, ya que son los comics que el querría leer de ser un aficionado. Y eso es toda una garantía, ya que se pone en lugar del lector con el afán de ofrecerle un producto de lo más completo, que combinan con acierto acción, aventura, caracterización de personajes y hasta algún toque de humor que otro. 

En cuanto al dibujo, es muy apañado. Con eso quiero decir que cumple a la perfección con su función. Personalmente, considero que el plato fuerte de estos tebeos es el guión, pero que nadie se me asuste que las planchas de Cliquet son preciosas. La narración es fluida, para nada atropellada, y tiene algunas figuras, viñetas y planos que son exquisitos. El tópico de que en este tipo de comics los dibujantes son de tercera regional se rompe puesto que es un dibujante más que competente.

En conclusión, si te gustan los Vengadores, no puede faltar este tomo ya que contiene un buen puñado de excelentes aventuras del grupo. Si no te gustan, no te preocupes que al acabar de leer “Somos los Vengadores” pasarán a encantarte.







No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada