10/1/2011

EL INCORREGIBLE HOMBRE HORMIGA

Pues ahora, quisiera pegar un pequeño repaso a una de las series de uno de los antihéroes más divertidos de Marvel. Y no, no me refiero al excesivamente oblicuo hoy en día Masacre, sino al Incorregible Hombre Hormiga.




Y tampoco me refiero a Hank Pym, ni siquiera al difunto Scott Lang, sino a un personaje de nuevo cuño, cuya identidad civil no revelaré aquí, por que es uno de los elementos con los que se hace un doble juego en los primeros números.

Este personaje contó con una serie que se quedo, tristemente, en unos únicos 12 números (pero, ¡que 12 números!) realizados por Robert Kirkman al guión y Phil Hester al dibujo. En España, la duración de la colección fue de 2 tomos, titulados “Escoria” y “Cancelado”, editados por Panini durante 2008.

Los acontecimientos se ponen en marcha cuando un par de agentes de S.H.I.E.L.D. se hacen con un nuevo traje de Hombre Hormiga. Uno de ellos, por circunstancias que disfrutareis más leyendo en el propio comic, acaba siendo el portador definitivo de la identidad del Hombre Hormiga.

Y desde luego, acaba siendo un personaje atípico, una persona que realiza las acciones por interés propio, para lucrarse, para poder ligar, para ser un Voyeur, por pasta, en definitiva, para ser un “Viva la Virgen”.

El protagonista es un “cabrón con pintas” que no tiene el más mínimo interés en ser un superhéroe, si ello no le conlleva algo a cambio.




Y sin embargo, pese a ese nulo coeficiente en heroicidad, el Hombre Hormiga, actúa de fondo y esta por desgracia maxiserie (por desgracia por que ojala hubiese durado mucho más) es todo un repaso a los grandes acontecimientos que sacudían al Universo Marvel, ya que nuestro “héroe”, se ve envuelto (aunque escondidito)  en sagas y eventos como Civil War, Enemigo del Estado, la primera misión de los Poderosos Vengadores, World War Hulk….

Y todo ello, escrito de forma admirable por Kirkman, siendo en mi modesta opinión, este el mejor trabajo que el guionista realizó para Marvel. El Hombre Hormiga, queda perfectamente caracterizado a lo largo de toda la serie, y pese a su descaro, picaresca y socarrona forma de vivir la vida, se le acaba cogiendo cariño, por que se convierte en ese adorable persona que sabes que no es de fiar y te va acabar haciendo una de las suyas, pero que, aún así, sigues yendo con ella por que te diviertes con ella.

Otra de las virtudes de Robert Kirkman, es que pese a que en principio la serie iba a ser regular y acabo durando 12 números, logra cerrar la historia perfectamente, teniendo la colección un recorrido perfecto, atando los cabos sueltos, y dando la sensación al lector de haber recorrido todo el camino que el guionista tenia pensado.




El dibujo de Phil Hester, es más que eficaz, y, si bien no es un dibujante que destaque por lo espectacular, si lo es por ser un narrador más que competente y dotar a la serie de un dinamismo especial.

Para finalizar, recomiendo encarecidamente a todo el mundo que quiera disfrutar de una lectura muy divertida, que se haga con esta serie del Hombre Hormiga. Para mi fue una de las mejores series de ese año.


2 comentarios:

  1. Vaya muy interesante! un "heroe" cuyo egoismo es maximo!

    ResponderEliminar
  2. XD Si, si.

    Es una joya ese personaje, espia a las chicas (incluso a superheroinas), hace que le paguen las cenas, se mueve por el interés

    Hace muchas "Hormigadas".

    ResponderEliminar