19 abr. 2013

OTRA VEZ EL SUPERGRUPO


A las buenas. Hoy vamos a comentar un tebeo que hará que los más nostálgicos del lugar suelten una lagrimita. Que paren las rotativas de los periódicos, que por fin  Ediciones B ha editado en Abril del 2013 el álbum “Otra vez el Supergrupo”, en el Nº 156 de su serie de “Magos del Humor”.





Y no sólo es que haya vuelto el Supergrupo, el grupo de héroes capaz de dejar a la altura del betún a equipos como la Patrullosa, los Vengativos o los 4 Fantasiosos, es que encima de sus creadores, como Dios manda. Efepe (Francisco Pérez Navarro) se ocupa de guionizar, mientras que Jan (Juan López, si, mismo nombre que el alter ego de Superlópez) se encarga de dibujar. Ríanse ustedes de una reunión de Chris Claremont y John Byrne: ¡Efepe y Jan han vuelto a unir esfuerzos creativos para celebrar el 40 aniversario de Superlópez!
Antes de nada, conviene aclarar que en realidad el Supergrupo ya había vuelto hacia unos pocos meses, aunque en un álbum publicado por EDT. Pese a que dicha historieta también fue guionizada por Pérez Navarro, el dibujo corrió a cargo de Nacho Fernández. Un tebeo que me encantó, por cierto. A ver si en breve le dedico su correspondiente reseña, que coincidió con una época de inactividad de este blog y en su momento no se la pude dedicar.
El caso es que es una maravilla que en tan breve espacio de tiempo hayamos recuperado a este variopinto grupo de personajes, tras décadas en las que no se habían asomado por las viñetas. Y yo más contento con eso que unas castañuelas. No obstante para los legos en esta materia, aclararé que el Supergrupo es un equipo de héroes formado por parodias de héroes icónicos de Marvel tales como el Bruto (La Cosa), el Capitán Hispania (El Capitán América), el Mago (El Doctor Extraño), el Latas (Iron Man) y la Chica Increíble (Jean Grey) al que Superlópez (vale este parodia claramente a Superman, que no es precisamente de Marvel) perteneció durante un tiempo hace varias décadas y cuyo principal ocupación era zurrarse la badana entre sí para decidir quién era el  jefe del grupo.
Lamentablemente, surgieron discordancias entre Efepe y Jan, ya que uno quería potenciar la parodia que hacía de los superhéroes, mientras que el segundo quería llevar a Superlópez por los terrenos de la crítica y el mensaje social. La cosa acabó como el Rosario de la Aurora, separándose ambos autores y sacando al Hombre de Chorizo de Cantimpalo del Supergrupo. Por supuesto, hasta la fecha no han cesado de publicarse nuevos tebeos de Superlópez, mientras que El Supergrupo vivió décadas de ostracismo, tras un cameo en la historieta “La semana más larga”. Todo esto ha cambiado, tras la publicación de los tebeos a los que he hecho referencia hace un par de párrafos.




¿Y qué nos vamos a encontrar en “Otra vez el Supergrupo”?  Pues una trama en la que Superlópez se da cuenta de que su recuerdo ha sido borrado de la faz de la tierra y nadie parece saber quién es. Ni Jaime, ni Luisa, ni el Jefe, ni pitos ni flautas. Así que acude a sus antiguos compañeros de equipo con la esperanza de poder desentrañar este misterio… ¿Será peor el remedio que la enfermedad? ¿Podrán las cosas a la normalidad? ¿Es interesante la cría del Berberecho en Asturias? En este álbum encontrareis las respuestas. Vale, a la tercera pregunta, no.
El tono de la historieta es muy similar a aquellos dos míticos y gloriosos álbumes en los que el Supergrupo lo petó en sus primeras apariciones. La magia está presente y los personajes son ellos mismos. Aunque me temo que el tiempo y las percepciones son algo muy subjetivo y puede que el paso de los años haga que no todos los lectores puedan conectar de nuevo con el Supergrupo. Servidor, eso sí, se lo ha pasado teta.
El humor, el absurdo, están por supuestísimo presentes. Al igual que ese toque de mensaje político que Jan ha gustado de usar para Superlópez. Si bien es verdad que de forma mucho más diluida que en algunos de sus trabajos como “La Caja de Pandora”, por ejemplo. Aquí esta faceta se limita a algunos chistes, muy bien realizados y la verdad sea dicha, muy divertidos. En especial, el de la última viñeta de la segunda página.
Aquí lo que predomina es la parodia superheroica pura y dura, que es lo que realmente le gusta a Efepe. Ya demostró en los tebeos clásicos de Superlopez y en sus tiempos en Forum que es un enamorado de los superheores y aquí vuelve a hacerlo una vez más. Es ineegable que se mantiene al día, ya que mete referencias, algunas más veladas que otras, a acontecimientos de las viñetas como Civil War, Dinastía de M, One More Day, One More Time, Vengadores VS. Patrulla- X, la Muerte de Superman, el Green Lantern de Geoff Johns y el reboot de New 52. Sigue siendo un genio a la hora de conjugar parodia con sentido del humor.
En términos de guión, el tebeo tiene todo lo que sería de desear. Goza de un buen guión, posee chistes y diversión a mansalva, las parodias superheroicas abundan y los viejos tics del Supergrupo (como las eternas peleas por decidir quien es el jefe del equipo) perviven, Así que chapeau a Efepe en ese aspecto. Bien es verdad que me siguen pareciendo algo mejores las historietas clásicas o al álbum del Supergrupo editado por EDT, pero eso es como decir que esto es de Sobresaliente frente a Matriculas de Honor.




Y en cuanto al dibujo, dan ganas de abrazar a Jan. Lo mejor de todo es que para este álbum ha decidido recuperar en parte su estilo clásico de dibujo, recuperando el estilo añejo de viñetas que tenía en sus antiguas historietas, frente a las enormes y demasiado grandes que venía usando desde hacía ya demasiados años. Lo que ha sido muchísimo de agradecer, ya que le siento mejor a su estilo y a la historia el recuperar su vertiente más primigenia.
Las demás virtudes del dibujo, permanecen ahí. A nadie se le escapa el talento natural de Jan para el arte humorístico y la parodia, algo en lo que aquí se siente como un pez dentro del agua. Además de narrar de forma muy dinámica y orgánica el tebeo. Las planchas tienen un resultado final excelente, siendo a mi juicio uno de los mejores trabajos del artista en los últimos años.
En definitiva, este es un tebeo para nostálgicos que van a pasárselo pipa recuperando a un equipo creativo de lujo para unos personajes de elite. También para aquellos nuevos lectores que quieran enterarse de lo que vale un peine. Aunque los autores ya han declarado que en principio su reunión como tándem creativo es para este trabajo únicamente, no se cierran del todo a posibles futuras colaboraciones. Pongamos unas cuantas velitas a San Dalio para que así sea y veamos nuevas historietas con tanta calidad como la presente.




2 comentarios:

  1. ¡Qué grande! Un buen retorno, sí señor.

    Por cierto, ahora ya sabemos de donde se han sacado a Lois Griffin de "Padre de familia"... ¡Son clavadas!

    ResponderEliminar
  2. Nunca debieron irse, son unos grandes :)

    Ahora que lo dices, un aire si que tienen jejeje

    ResponderEliminar